;

Muchos minoristas están centrados en sus necesidades inmediatas en este momento, ya que el coronavirus hace hincapié en las cadenas de suministro a través de un cambio extremo de la demanda y la escasez de inventario. En lo personal y a pesar de todo nos hace muy felices que muchos clientes de sectores esenciales, que aunque el impacto por el COVID ha sido extremo, han podido flexibilizar sus empresas y acelerar el crecimiento de sus negocios debido a este fenómeno de compras por internet.

Si bien es una excelente noticia, los minoristas deben de tener cuidado con la falsa confianza. En una crisis como esta, normalmente sobrevaloramos las implicaciones a corto plazo, mientras que subestimamos drásticamente las de largo plazo. Ahora que llevamos varias semanas en la crisis, los minoristas deben planificar el futuro para asegurar su salud a largo plazo.

Con una oleada de compradores forzados a adoptar el comercio electrónico tras los cierres de tiendas, esperamos que los minoristas piensen estratégicamente sobre sus estrategias online en el futuro. Estas son nuestras tres principales predicciones de cómo se verá la “nueva normalidad” en el comercio electrónico.

Aumento de las ventas en línea

Los cierres de las tiendas localmente han obligado a muchos nuevos segmentos de clientes a adoptar el comercio electrónico, incluso para artículos como alimentos frescos, que normalmente mucho preferimos comprar en persona. Aunque muchos regresaremos a las tiendas de ladrillo, hay un grupo demográfico significativo que ha sido empujado a superar el umbral de aprendizaje para las compras en linea de, porque no han tenido otra opción.

Mejoras exponenciales en la capacidad de abastecer las compras en línea

Abarroteros en particular han visto un auge de ventas debido a la gran demanda, pero siguen perdiendo margen debido a la costosa e ineficiente entrega a domicilio. Muchos minoristas especializados, si bien no han experimentado aumentos de demanda, también se han visto obligados a aumentar su capacidad de entrega a domicilio y para llevar y se enfrentan a los mismos retos. Con decirles que me trajeron un producto con valor de $150 MXN en un “UBER” que probablemente cobró alrededor de $60 – $80 MXN, incosteable.

Con la cantidad de asociaciones de entrega a terceros disponibles en estos días, encontrar vehículos y conductores no es terriblemente difícil, pero tampoco es terriblemente eficiente en este momento. A medida que estas asociaciones vayan adquiriendo importancia, se prestará mayor atención a la mejora de la eficiencia y la reducción de los costos.

Por último, las empresas deben aprender de las lecciones que esto les está dejando y construir desde ahí operaciones futuras, tanto para el que cerró como para él que está operando en linea, uno pierde dinero por no abrir el otro pierde dinero por estar abierto en linea. Deberán buscar aliados como SUPPLINK para asegurar un plan de distribución en linea, gestión de inventarios, así como sistemas para ayudar con esa gestión.

Nuevas sociedades para mejorar el abastecimiento.

Ya hemos visto surgir algunas asociaciones innovadoras a medida que los minoristas encuentran formas creativas de satisfacer su demanda en línea. Muchas de estas asociaciones se centran en el aprovechamiento de las operaciones de cumplimiento existentes, por ejemplo, las empresas de reparto de comidas que amplían sus servicios para llevar los comestibles o incluso los artículos de reparación para el hogar directamente a los consumidores. En Finlandia, el principal minorista de suministros y accesorios para mascotas se ha asociado con la empresa de servicios de comidas Wolt para poner alimentos y suministros para mascotas en manos de sus compradores.

Por supuesto, no todas estas asociaciones sobrevivirán a largo plazo, especialmente una vez que los canales de ladrillos y mortero puedan reabrirse. Todavía sospechamos que estas asociaciones pueden ser el primer paso hacia un modelo que priorice la entrega rápida de todos y cada uno de los productos. Esto permitiría a los minoristas más pequeños desafiar la supremacía del comercio electrónico de Amazon sin tener que operar una enorme infraestructura logística propia.

Estas son las tres principales tendencias de comercio electrónico que esperamos ver a medida que el mundo minorista se asienta en su nueva realidad post-coronavirus, pero habrá más cambios, tanto esperados como completamente inesperados.

Nuestro mensaje más importante para los minoristas de hoy es este: El entendimiento que tuvieron en marzo y abril de cómo funciona mejor su empresa ya está obsoleto. Tengan ojos filosos y una mente abierta a medida que avanzan. Asegúrese de que sus procesos empresariales y las soluciones tecnológicas que los respaldan sean lo suficientemente flexibles como para ayudarlos a adaptarse a la nueva normalidad, sea cual sea la forma que ésta adopte.

Abrir chat